9 de diciembre
Viernes
Lluvioso
21°
25°
Sábado
Poco nublado con tormentas
21°
27°
Domingo
Parcialmente nublado
20°
31°
Lunes
Mayormente nublado
22°
32°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
sábado 13 de agosto de 2016, 06:52

El Gobierno de Filipinas y el FMLI relanzan el proceso de paz

Bangkok, 13 ago (EFE).- El Gobierno de Filipinas y el Frente Moro de Liberación Islámica (FMLI) relanzaron hoy en Kuala Lumpur, con el auspicio de Malasia, el proceso de paz, que llevaba estancado desde 2015.

"El Gobierno filipino ha venido aquí al completo para demostrar lo serio que se toma aplicar todos los acuerdos de paz que hemos firmado hasta la fecha", destacó el jefe negociador filipino y asesor de la Presidencia para el Proceso de Paz, Jesus Dureza, según el diario Inquirer.

Presentes en la reunión se encontraban los ministros filipinos de Asuntos Exteriores de Filipinas, Perfecto Yasay; y Gobierno Local, Mike Sueño; y el presidente del Congreso de los Diputados, Pantaleon Alvarez; entre otros.

Por la otra parte asistieron el presidente del FMLI, Murad Ebrahim, y el jefe negociador de esa organización, Mohagber Iqbal, y el gobernador de la Región Autónoma del Mindanao Musulmán, Mujiv Hataman, entre otros, según la cadena de televisión filipina GMA.

Dureza dijo que el presidente filipino, Rodrigo Duterte, les ha ordenado implementar el proceso de paz, y añadió que el mandatario "hizo énfasis en la importancia de que este sea participativo y consistente con los principios de autodeterminación y autonomía".

El Gobierno de Filipinas y el FMLI firmaron la paz el 27 de marzo de 2014 con el compromiso de establecer en 2016 una región autónoma musulmana en Mindanao gobernada por los rebeldes, a cambio estos renunciaban a la independencia y la lucha armada.

La aplicación del acuerdo tropezó con recursos de constitucionalidad y oposición en el Parlamento y acabó por estancarse después de que 44 policías muriesen en una emboscada en Mindanao en enero de 2015.

Las elecciones presidenciales celebradas en Filipinas el pasado 9 de mayo de 2016 tampoco contribuyeron a avanzar en el proyecto.

Duterte, ganador de los comicios, ha dado un impulso a la paz con la rebelión musulmana, así como con la comunista, tras jurar el cargo, el 30 de junio.

Las negociaciones en Kuala Lumpur abordarán la creación de la comisión de transición bangsamoro (vocablo que significa pueblo musulmán), integrada por ocho representantes del FMLI y siete del Gobierno, que llevará el peso de allanar el camino.

"El éxito del proceso de paz no solo ofrecerá paz y estabilidad al bangsamoro en Mindanao, sino que también resguardará al Sudeste Asiático de las amenazas de los militantes (yihadistas)", dijo el primer ministro de Malasia, Najib Razak, en un mensaje leído durante la inauguración de la reunión.

El FMLI nació formalmente en 1984 de un grupo que se escindió del Frente Moro de Liberación Nacional (FMLN) en 1977, cuando el segundo aceptó negociar una solución que no fuese la independencia.

El FMLN firmó la paz en 1996 a cambio de gobernar la Región Autónoma del Mindanao Musulmán, demarcación que desaparecerá para quedar adscrita a la comunidad autónoma prometida al FMLI.