9 de diciembre
Viernes
Lluvioso
21°
25°
Sábado
Poco nublado con tormentas
20°
28°
Domingo
Parcialmente nublado
20°
30°
Lunes
Mayormente nublado
22°
32°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
miércoles 29 de junio de 2016, 20:40

El FMI cree que el "brexit" afectará negativamente a la economía alemana

Washington, 29 jun (EFE).- La salida del Reino Unido de la Unión Europea (UE) afectaría negativamente al desempeño de la economía alemana y podría obligar a una revisión a la baja del Producto Interior Bruto (PIB) de la "locomotora europea", indicó hoy el Fondo Monetario Internacional (FMI).

En la presentación del informe del Artículo IV del FMI sobre la economía alemana, la jefa de la misión al país germano, Enrica Detragiache, aseguró que "los cambios entre las dos economías europeas más grandes no van pasar desapercibidos".

Detragiache añadió en la llamada para explicar las conclusiones del informe que el FMI está considerando una revisión a la baja de las previsiones de crecimiento alemanas, que para este año se sitúan en el 1,7 % de crecimiento, según los cálculos del Fondo.

El FMI considera que Alemania, la mayor economía de la Unión Europea junto con Reino Unido, rebajará su crecimiento al 1,5 % en 2017, aunque éstas previsiones no tienen en cuenta la eventual salida del Reino Unido de la UE tras la victoria de los euro-escépticos en el referendo del 23 de junio.

"El ritmo de crecimiento se ha mantenido constante gracias a la fuerte demanda interna, que ha compensado la debilidad de la demanda exterior", indica el informe anual del FMI.

Alemania ha conseguido mantener la inflación en el entorno del 1 % y promover un consumo apoyado en la fuerza del mercado laboral, los bajos precios de la energía y un aumento del crédito.

No obstante, la incertidumbre generada por el resultado del referendo en Reino Unido puede lastrar las previsiones positivas, mientras que "el envejecimiento de la población y el influjo de refugiados son desafíos a tener en cuenta".

Más a largo plazo, el FMI apunta al envejecimiento de la población como el gran lastre de la economía alemana a partir de las década de los veinte, algo que impactará en el mercado de trabajo y en el potencial de crecimiento.