6 de diciembre
Martes
Poco nublado con tormentas
22°
32°
Miércoles
Poco nublado con tormentas
23°
30°
Jueves
Tormentas
21°
27°
Viernes
Lluvioso
20°
27°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
País
miércoles 21 de septiembre de 2016, 01:00

El Dorado, en guerra contra edificios

En pie de guerra se mantienen los contribuyentes del barrio capitalino de El Dorado ante la versión de que en la fecha, la Junta Municipal daría entrada a un proyecto de modificación del Plan Regulador de la ciudad de Asunción para permitir edificios en altura en esa zona residencial (zona España y Kubitschek).

Ayer, vecinos de este sector asunceno se manifestaron frente a la obra en altura de la empresa PS Line que se viene levantando a la entrada de la urbanización y a cuya materialización se oponen, en una lucha que lleva más de 3 años.

Veronique Balanzá y Ana Zorraquín, frentistas de esta área de la capital, anunciaron que estarán presentes hoy en la sesión ordinaria de la corporación y que en caso de concretarse ese cambio a la norma que regula las construcciones en todo el territorio asunceno demandarán a la Comuna.

Indicaron que solo en este mandato del intendente Mario Ferreiro ya llevan nueve meses de trámites infructuosos, donde recibieron la promesa del mismo de que se elaboraría un informe técnico sobre la mencionada edificación, el cual debía entregar el pasado 3 de setiembre, sin que ello se haya producido.

“Un concejal nos alertó de que tendrá entrada la modificación del Plan Regulador para favorecer la construcción del edificio de PS Line, que a pesar de todas las denuncias nunca paró en su construcción y ni siquiera fue amonestado por la Comuna”, lamentaron.

PROYECTO. En otro momento, Balanzá y Zorraquín sentenciaron que en solo 19 días se concretó la intención de pasar de AR1A (altamente residencial) a Franja Mixta 2 Comercial para “favorecer el proyecto irregular de PS Line”.

Recordó que en el 2008, José Luis Castillo, responsable de esa firma, logró regularizar un edificio sobre España, rebasando todo el metraje permitido y que luego consiguió similar complacencia de los intendentes Arnaldo Samaniego y Omar Picco, donde la Junta vetó las resoluciones que le permitían levantar su obra.

Finalmente, dijeron que la institución municipal ni siquiera hizo un estudio de impacto ambiental y vial para aprobar esa construcción.

“La infraestructura del barrio no está adaptada para la magnitud de ese edificio. La red de agua y de cloaca van a colapsar”, advirtieron.