27 de abril
Jueves
Despejado
22°
Viernes
Despejado
23°
Sábado
Despejado
12°
24°
Domingo
Mayormente nublado
15°
23°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
domingo 25 de diciembre de 2016, 10:27

El Chapecoense negocia el fichaje del lateral uruguayo Emilio Zeballos

Sao Paulo, 25 dic (EFE).- El lateral uruguayo Emilio Zeballos está "muy cerca" de fichar por el Chapecoense, equipo brasileño que el mes pasado perdió a casi toda su plantilla en un trágico accidente aéreo ocurrido en Colombia, informaron hoy medios locales.

Según el diario Lance!, la negociación ha sido confirmada por el representante del jugador, Javier Manzo, quien explicó que Zeballos llegaría al Chapecoense en calidad de cedido por un año, pero con la opción de compra de la ficha cuando concluya la temporada.

Zeballos, de 24 años, milita actualmente en el Defensor uruguayo, el único club en que ha actuado desde que inició su carrera en 2012.

El lateral nacido en Montevideo sería el quinto jugador que se sume al Chapecoense, que intenta cubrir el vacío dejado por la muerte de 19 jugadores en el accidente ocurrido en Medellín el pasado 28 de noviembre, en el que falleció un total de 71 personas.

Esta semana, el Chapecoense anunció sus primeras contrataciones para la próxima temporada, para la que tiene como objetivo principal la Copa Libertadores, en la que ha sido emparejado en el Grupo 7, con el Nacional uruguayo, el Lanús argentino y el Zulia venezolano.

Los nuevos jugadores del "Chape" son el portero Elías, que hasta ahora jugaba en el Juventude; el defensa Douglas Grolli, que procede del Cruzeiro; el centrocampista Dodô, que militaba en el Atlético Mineiro, y el delantero Rossi, que llegará desde el Goiás.

El Chapecoense jugará la Copa Libertadores por primera vez en su historia como campeón de la Copa Suramericana, cuyo título iría a disputar con el Atlético Nacional de Medellín cuando se atravesó la tragedia.

En una muestra de solidaridad tras el desastre, el propio club colombiano solicitó que el título le fuera otorgado al equipo brasileño, lo que fue aceptado por la Conmebol.