17 de enero
Martes
Muy nublado
22°
33°
Miércoles
Mayormente despejado
22°
36°
Jueves
Mayormente despejado
23°
37°
Viernes
Mayormente despejado
24°
36°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
martes 27 de septiembre de 2016, 05:55

El Banco Asiático de Desarrollo eleva la previsión de crecimiento de China al 6,6 %

Pekín, 27 sep (EFE).- El Banco Asiático de Desarrollo (BAD) elevó hoy su previsión de crecimiento económico para China de este año hasta el 6,6 %, una décima más que lo estimado inicialmente, y de 2017 hasta el 6,4 %, frente al anterior cálculo del 6,3 %.

La entidad financiera presentó hoy en Hong Kong la actualización de su informe "Perspectivas de Desarrollo en Asia", que revisa los datos publicados en marzo, y mantuvo sin cambios la previsión de crecimiento para el conjunto de las economías emergentes asiáticas en el 5,7 % tanto para 2016 como para 2017.

Respecto a China, la mayor economía regional y segunda mayor del mundo, el BAD consideró que el aumento del gasto gubernamental en infraestructuras, la fortaleza del consumo y el auge del sector inmobiliario ayudado por una política monetaria "acomodaticia" permitieron superar las presiones domésticas y globales.

Sin embargo, la institución destacó la debilidad de las exportaciones, la caída de la inversión y el riesgo de que se formen "burbujas" en los precios de los activos, así como las presiones sobre el valor del yuan, como amenazas para el gigante asiático.

Tras crecer un 6,7 % interanual en la primera mitad del año, "la economía (china) va camino de conseguir el objetivo del gobierno de un crecimiento medio del 6,5-7 %", dijo, en un comunicado, el economista subjefe del BAD Juzhonhg Zhuang.

El banco anticipó también un repunte de la inflación hasta el 2 % para este año, por encima del 1,7 % previsto en marzo, y pronosticó que en 2017 su incremento sería todavía mayor, aunque por debajo del techo del 3 % fijado por Pekín.

Además, el informe del BAD señaló que es probable que el Gobierno chino continúe estimulando su economía a través de la inversión en infraestructuras para contrarrestar el previsible freno de la caída de la inversión privada.

En este sentido, la institución con sede en Manila recomendó "cautela" a Pekín a la hora de dinamizar su economía y apuntó al mayor margen de maniobra en la política fiscal, más que en la monetaria, dados los relativamente bajos niveles de deuda del gobierno central y los riesgos para la banca del "crédito fácil".

El fuerte crecimiento de China e India, las dos mayores economías emergentes de Asia, contribuirá a mantener el crecimiento en el conjunto de los países en desarrollo del continente, según el BAD, que alertó de los riesgos de una posible pérdida de capitales ante una subida de tipos de interés en Estados Unidos.

Para India, el banco asiático mantuvo sin cambios su perspectiva de expansión en el 7,4 % para este año y el 7,8 % para el próximo ejercicio, lo que consolidaría al país como la economía emergente de más rápido crecimiento.