10 de diciembre
Sábado
Poco nublado con tormentas
21°
28°
Domingo
Parcialmente nublado
20°
30°
Lunes
Mayormente nublado
22°
32°
Martes
Mayormente nublado
21°
31°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
sábado 16 de julio de 2016, 18:00

El avión Solar Impulse pospone el despegue de El Cairo por enfermedad del piloto

El Cairo, 17 jul (EFE).- El Solar Impulse II, el avión que funciona exclusivamente con energía solar, pospuso hoy su despegue de El Cairo hacia Abu Dabi, que tenía previsto iniciar esta medianoche, en la que será su última etapa de la vuelta al mundo, debido a un malestar estomacal del piloto Bertrand Piccard.

"Estoy enfermo. Malestar estomacal. Prefiero posponer el despegue. No puedo volar durante 48 horas en este estado. Lo siento", señaló Piccard en su cuenta de Twitter.

Asimismo, Piccard detalló en el vídeo que emite en directo la página web del proyecto que el despegue ha sido cancelado a última hora porque esta tarde se sentía bien, "pero luego todo volvió".

"Cuando estás volando, no puedes parar, abrir la puerta, ir a un árbol y volver, si estás enfermo", indicó el piloto en declaraciones junto a su compañero André Borschberg, que pilotó desde Sevilla a El Cairo en la anterior etapa.

Además, Bertrand añadió que "es mejor estar en tierra deseando volar que estar en el aire deseando estar en tierra".

El equipo que desde Mónaco coordina la expedición confirmó que debido a esta cancelación, a las altas temperaturas, al viento y a la altitud del vuelo, el despegue no se producirá por lo menos hasta la noche del próximo lunes al martes, ya que supone un gran desafío para el piloto.

Una vez llegue a Abu Dabi, el Solar Impulse II habrá completado una travesía de más de 40.000 kilómetros, 17 vuelos y más de 500 horas sobrevolando el mar de Arabia, India, Myanmar (Birmania), China, los océanos Pacífico y Atlántico, Estados Unidos, el sur de Europa y el norte de África desde marzo de 2015.

Este monoplaza, equipado con más de 17.000 células fotovoltáicas, está fabricado con fibra de carbono y se sustenta con una envergadura mayor que la del Boeing 747, pero desplaza un peso similar al de un automóvil familiar vacío.

Además, mantiene una velocidad de travesía de entre 45 y 90 kilómetros por hora, mientras que alcanza un techo de vuelo máximo de 8.500 metros de altitud.