22 de enero
Domingo
Poco nublado con tormentas
24°
35°
Lunes
Mayormente nublado con tormentas
24°
35°
Martes
Muy nublado
24°
34°
Miércoles
Muy nublado
23°
35°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
martes 10 de enero de 2017, 14:20

El asesor de seguridad de Trump señala que las alianzas "amplifican" el poder de EE.UU.

Washington, 10 ene (EFE).- El teniente general retirado Michael Flynn, elegido por el presidente electo estadounidense, Donald Trump, como su principal asesor de seguridad nacional, aseguró hoy que "las alianzas son un gran herramienta para amplificar la fortaleza de EE.UU. en el mundo".

Esta defensa de las alianzas del general retirado contrasta con los llamados durante la campaña electoral de Trump a revisar los acuerdos de política exterior, con hostilidad hacia la OTAN, o la insistencia del presidente electo en exigir mayor contribución a la seguridad por parte de aliados como Japón o los países europeos.

Flynn, asimismo, destacó que "lo que hace a EE.UU. excepcional" es la defensa continua de la "libertad", y remarcó el compromiso del nuevo Gobierno de reforzar "la paz a través de la fortaleza".

"El objetivo es volver a hacer a EE.UU. grande de nuevo", reiteró en referencia al lema de la campaña de Trump, en la que el multimillonario neoyorquino defendió una visión aislacionista para su país.

El asesor de seguridad nacional del magnate hizo estas declaraciones en una oficiosa ceremonia de traspaso del testigo por parte de su predecesora en el cargo, Susan Rice, en la sede del Instituto por la Paz de Washington.

Se trata de las primeras declaraciones públicas de Flynn desde que fue designado por Trump y se producen a apenas 10 días de que el nuevo presidente electo tome posesión el próximo 20 de enero.

Flynn, quien ha sido un feroz crítico de la política exterior del presidente saliente, Barack Obama, optó por un tono más conciliador y agradeció la "amabilidad y dignidad" con la que Rice había llevado a cabo del proceso de salida del cargo.

Previamente, Rice defendió el legado de Obama y recomendó proteger "el orden internacional que EE.UU. había ayudado a construir", aunque reconoció que "en el actual mundo de incertidumbre, es tentador apostar por mirar hacia adentro".