6 de diciembre
Martes
Poco nublado con tormentas
22°
32°
Miércoles
Poco nublado con tormentas
23°
30°
Jueves
Tormentas
21°
27°
Viernes
Lluvioso
20°
27°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
jueves 11 de agosto de 2016, 18:58

EE.UU. se declara muy preocupado por la creciente tensión entre Ucrania y Rusia

Washington, 11 ago (EFE).- El Gobierno de Estados Unidos se declaró hoy "muy preocupado" por el aumento de la tensión entre Ucrania y Rusia por el contencioso de Crimea y pidió a las partes que reduzcan esa escalada.

"Estamos muy preocupados por la creciente tensión cerca de la frontera administrativa entre Crimea y Ucrania", afirmó una portavoz del Departamento de Estado, Elizabeth Trudeau, en su rueda de prensa diaria en Washington.

Trudeau subrayó que la posición de EE.UU. sobre la situación en Crimea es "bien conocida", o sea, que "Crimea es parte de Ucrania y es reconocida así por la comunidad internacional".

"Pedimos evitar cualquier acción que escale la situación allí", subrayó la portavoz.

"Nosotros seguimos estando en contacto con socios internacionales sobre esto, pero creemos que ahora es el momento de reducir las tensiones, la retórica y volver al diálogo", agregó Trudeau.

La portavoz hizo esas declaraciones después de que Ucrania pusiera hoy en alerta a su Ejército en respuesta a las amenazas del presidente ruso, Vladímir Putin, que acusó a Kiev de preparar una campaña de atentados terroristas en Crimea.

El Estado Mayor de las Fuerzas Armadas de Ucrania reforzó los contingentes militares desplegados "en la frontera administrativa con la Crimea ocupada", origen de la discordia entre Kiev y Moscú desde la anexión rusa en marzo de 2014.

Mientras, Putin abordó hoy con su plana mayor medidas adicionales para garantizar la seguridad de los habitantes y también de las infraestructuras vitales de la península, al parecer, principal objetivo de los saboteadores ucranianos.

La acusación de Putin, que advirtió de que ese "peligroso juego" tendrá consecuencias para Kiev, ha provocado la mayor escalada de tensión entre ambos países desde febrero de 2015, cuando se firmaron los Acuerdos de Minsk que frenaron la guerra en el este de Ucrania.