9 de diciembre
Viernes
Lluvioso
21°
26°
Sábado
Poco nublado con tormentas
20°
28°
Domingo
Parcialmente nublado
20°
30°
Lunes
Mayormente nublado
22°
32°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
martes 1 de noviembre de 2016, 18:13

Dramaturga española da en Bolivia propuesta teatral para trabajar conflictos

La Paz, 1 nov (EFE).- La dramaturga y directora de escena española Lucía Miranda impartió en La Paz un taller sobre teatro documental y "teatro foro" para aportar a la solución de conflictos y "trabajar la empatía" con los oprimidos.

La propuesta de Miranda, desarrollada dentro de un proyecto de la Cooperación Española y el Centro Dramático Nacional de España, se basa en trabajar desde el teatro conflictos personales que preocupan a los artistas y educadores que participan en los talleres.

Tras impartir el taller en varias ciudades de Argentina, Uruguay y Bolivia, Miranda reconoció en una conversación con Efe, que volverá a España con la sensación de que en esos países las mujeres tienen miedo.

"Uno de los temas que más sale es el miedo a volver solas por la noche, ha salido en todos los talleres. El miedo que han cogido a los taxistas, a coger un taxi. También ha salido en varias ocasiones el asunto de cómo encarar los piropos en la calle", explicó.

Miranda confesó que ese temor "ha surgido en todos los talleres, y es un miedo palpable, porque es el primero que se pone sobre la mesa".

"Me voy a España de vuelta con la sensación de que en estos países, sobre todo en Argentina que es en el que más, hay miedo", remachó.

En el taller que terminó hoy en La Paz, dos grupos trabajaron el mismo tema inspirados en la metodología del teatro foro, una corriente del "teatro del oprimido" desarrollado por el brasileño Augusto Boal.

En el teatro foro, el público forma parte del espectáculo, ya que tras ver una representación convencional de entre 20 y 40 minutos, pasa a debatir los conflictos que aparecen en escena y algunas personas pueden intervenir en situaciones para tratar de resolver los conflictos sustituyendo a algunos personajes, explicó Miranda.

La decena de participantes en La Paz elaboraron una obra sobre el embarazo adolescente, una situación que inquieta en Bolivia porque, según estima el Fondo de Población de las Naciones Unidas (UNFPA), el 22 % de las mujeres del país de entre 15 y 19 años son madres o están embarazadas.

"Varios de ellos han compartido historias de amigos, una hermana, familiares", relató la española.

El objetivo de la dinámica es "trabajar a través del teatro foro para que ese conflicto sea menor", al tiempo que se indaga en los deseos de la persona protagonista, oprimida, en este caso una joven embarazada de ocho meses que cuenta su situación a su familia y se enfrenta a la expulsión del colegio.

"En estos casos, el deseo de la protagonista es o criar sola a su hijo sin la pareja, porque es un hombre al que no aman, o seguir estudiando", comentó la dramaturga.

Durante el taller, Miranda observó que los participantes tienden a intervenir en papeles que no son los de la persona oprimida, sino los del resto de los personajes.

"Sucede por propia empatía. Tú mismo no te quieres ver en el personaje del oprimido, es mucho más fácil reconocernos en el de al lado", incidió.

En su opinión, cuando se hace la obra delante de la comunidad que sufre el problema, "sí que hay un levantamiento por parte del público y se cambia por el oprimido".

"Si estuviéramos ante una asociación que trabajara justamente el embarazo de menores y hubiera menores que son madres, seguramente se hubieran cambiado por la protagonista", comentó. EFE

chro/gb/cav

(foto)(vídeo)