25 de marzo
Sábado
Mayormente nublado
24°
33°
Domingo
Mayormente nublado con tormentas
22°
28°
Lunes
Tormentas
21°
29°
Martes
Parcialmente nublado
22°
31°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Sucesos
martes 14 de febrero de 2017, 01:00

Detenido tiene al menos una causa al año por abuso sexual desde el 2014

Eduardo Velázquez Ortega, sospechado de abusar de una niña de seis años, está siendo investigado por al menos tres casos similares registrados en años anteriores. No se descarta que surjan más víctimas.

Tras la detención de Eduardo Velázquez Ortega, el hombre que estaba siendo buscado desde el pasado 3 de febrero por un abuso sexual contra una niña de seis años, comenzaron a saltar las denuncias que involucran al hombre en otros hechos similares.

Velázquez fue investigado desde el 2014 en adelante cada año por una causa similar. En el 2014, la fiscala Dora Nohl lo procesó por abuso sexual. Estaba sospechado de violar a una niña de ocho años, en Lote Guazú, tras raptarla y llevarla a un yuyal. Mismo modus operandi que utilizó esta última vez, en que, según los investigadores, raptó a una pequeña de seis años la llevó a un yuyal y allí abusó de ella. Por este hecho, Velázquez estuvo preso seis meses en Tacumbú, pero quedó en libertad luego de este plazo porque no se reunieron todas las pruebas en su contra.

En el año 2016, una joven de 22 años fue abusada sexualmente en su propia casa. La mujer, una vez que vio la foto de Velázquez en los medios, lo reconoció inmediatamente y entonces acudió junto a la fiscala Fabiola Molas, quien imputó al hombre por coacción sexual y violación.

Estas dos imputaciones se suman al de la fiscala Ana Girala, que tiene a su cargo investigar el último caso.

Al hacerse pública la detención del sospechoso, muchos fiscales de la zona comenzaron a indagar sobre el modus operandi utilizado supuestamente por Eduardo Velázquez.

La fiscala Susana González indicó que buscará la forma de cruzar los datos genéticos extraídos de Velázquez con los de una niña que fue víctima de abuso sexual, también en la compañía Lote Guazú, con similares características al ocurrido el pasado 3 de febrero en la misma zona.

indignación. Ladislaa Ortega, madre del detenido, había confesado a Última Hora que ella pidió a su hijo que abandone la casa materna por los problemas que había tenido y les acarrea a ella. Admitió que su hijo es adicto al alcohol y también a las drogas.

El hombre trabajaba como pintor en Lote Guazú, San Lorenzo, y protagonizó más hechos de este tipo que no llegaron hasta la Justicia, según indicaron los vecinos que están indignados por lo sucedido, al punto de realizar movilizaciones por todo el barrio. En una de las movilizaciones, los vecinos llegaron incluso hasta la casa materna de Velázquez, la apedrearon y dejaron escritas frases como "puerco", "violador", "fuera" y otros.

La Policía detuvo a Eduardo Velázquez el domingo, cuando estaba caminando sobre la calle Zavala Cué, de Fernando de la Mora. Fue reconocido por lugareños, quienes llamaron al 911. El hombre intentó correr, pero fue detenido.

Desde su lugar de reclusión, en la Comisaría 2ª Central, negó los hechos y dijo que él mismo se entregó por pedido de su madre.

Sin embargo, se abstuvo de declarar ante la fiscala por pedido de su abogada defensora.