16 de agosto
Miércoles
Mayormente nublado
13°
26°
Jueves
Despejado
16°
27°
Viernes
Parcialmente nublado
19°
28°
Sábado
Tormentas
16°
29°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Sucesos
sábado 8 de julio de 2017, 01:00

Dan arresto domiciliario para stronista imputado por tortura

El juez de Garantías Paublino Escobar decretó ayer el arresto domiciliario del procesado Felipe Neris Saldívar Portillo, uno de los supuestos torturadores de la dictadura stronista imputado.

La resolución se dictó tras la audiencia que tuvo ante el citado juez. Se tuvo en cuenta los 81 años de edad con que cuenta el encausado.

También debían comparecer Camilo Almada Morel, alias Sapriza, y Obdulio Argüello Brítez, quienes solicitaron la suspensión de la audiencia para tener acceso a las copias de la imputación.

Con ello, el juez concedió el pedido y los citó para el próximo 17 de julio, a las 7.30 y 7.40, para la realización de la audiencia de imposición de medidas cautelares.

Finalmente, Mario Flores Cáceres, que también debía comparecer ayer, planteó recurso de reposición y apelación subsidiaria contra la resolución que admitió la imputación y le citó a audiencia.

Ante esto, el juez Escobar le citó para el próximo lunes, a las 7.15, para una audiencia donde deberá sustanciarse el recurso que planteó.

Flores Cáceres también había pedido que se le exima de las medidas cautelares, pero este pedido fue rechazado por Escobar.

En el caso están suspendidas las audiencias para Nicolás Lucilo Benítez, de 79 años; Juan Aniceto Martínez (65), Eusebio Torres Romero (81), Agustín Belotto Vouga (85), Manuel Crescencio Alcaraz (74), y Fortunato Lorenzo Laspina (72).

Todos ellos habían recurrido la imputación planteada por la fiscala Liliana Zayas por supuestas torturas, con lo que tras el rechazo de la petición, ahora será el Tribunal de Apelación Penal el que deberá decidir al respecto.

En el caso, la víctima es Domingo Guzmán Rolón, quien fue sometido a todo tipo de torturas en el mes de setiembre de 1977, en la oficina de Investigaciones de la Policía de la Capital.