9 de diciembre
Viernes
Lluvioso
21°
25°
Sábado
Poco nublado con tormentas
20°
28°
Domingo
Parcialmente nublado
20°
30°
Lunes
Mayormente nublado
22°
32°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Política
domingo 30 de octubre de 2016, 02:00

Convención obliga a los legisladores de la ANR a votar por la reelección

Los asambleístas aprobaron un mandato para exigir a los diputados y senadores a aprobar el rekutu. Caso contrario, podrán ser inhabilitados para futuras candidaturas. Esto motivó el retiro de disidentes.

A la medida del cartismo resultó la convención colorada que aprobó ayer la reelección del presidente Horacio Cartes y la tan mentada sanción con la inhabilitación a candidatarse a los legisladores que no aprueben el mandato político, entre otros puntos.

En la primera parte de la convención el discurso de los convencionales giró en torno a la búsqueda de la unidad entre los sectores e incluso pedían que los oficialistas se abracen con Juan Carlos Galaverna, de manera a fortalecer la unidad en el partido, antes que las alianzas fuera de la ANR.

Ese espíritu cobró un giro de 180 grados en la segunda parte, cuando se habló de reelección y los convencionales pidieron "que rueden cabezas y que caiga la guillotina sobre quienes no apoyan la reelección", en referencia a la disidencia.

Los senadores disidentes participaron de la asamblea y fueron abucheados por la mayoría a medida que ingresaban a la Junta de Gobierno. Mario Abdo Benítez, los demás referentes y convencionales disidentes abandonaron la convención antes de que se votara el proyecto pro reelección.

Los convencionales también reprocharon a los disidentes su alianza con "los verdaderos enemigos de la ANR", en referencia a Desirée Masi y otros opositores.

"Nos usan como condones y después no nos reciben", dijo Yamil Esgaib sobre los disidentes y recriminó a Luis Castiglioni por haber votado en contra de la reelección y no haber ayudado a la ANR.

El convencional e intendente de Caazapá, Pedro Díaz Verón, fue quien mocionó el proyecto que fue aprobado para "dar un voto de confianza por su destacada gestión" al presidente Cartes, impulsar las medidas políticas y los mecanismos constitucionales a fin de incorporar la reelección en la Constitución Nacional. La resolución establece que el incumplimiento de los legisladores es causal de inhabilidad para ser candidato.

Cartes anunció que acatará la decisión de la convención. Además, comunicó la destitución del ministro del Interior, Francisco de Vargas, por no ser colorado y de esa manera se congració con los convencionales.

"No hay honor más grande que poder servir a la patria desde la Presidencia de la República, representando al Partido Colorado", exclamó.