6 de diciembre
Martes
Tormentas
22°
29°
Miércoles
Poco nublado con tormentas
23°
30°
Jueves
Tormentas
21°
27°
Viernes
Lluvioso
20°
27°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
martes 11 de octubre de 2016, 17:38

Colombia avanza hacia la paz total en los diálogos con el ELN y los opositores al acuerdo con las FARC

Bogotá, 11 oct (EFE).- Colombia avanza hacia una paz amplia tras el anuncio del Gobierno de que comenzará la fase pública de diálogos con la guerrilla del ELN mientras el Ejecutivo mantuvo hoy sus esfuerzos en busca de un consenso con los opositores que permita destrabar el acuerdo con las FARC.

El ministro del Interior, Juan Fernando Cristo, fue la única voz del Gobierno que se pronunció hoy sobre el inicio de la fase pública con el ELN, con la que dijo que se abre la puerta a una "paz completa" en el país.

"El Gobierno desde hace meses ha insistido en que el ELN debe renunciar al secuestro y con las recientes liberaciones y las que estamos esperando, se demuestra la voluntad de avanzar en un diálogo para lograr la paz definitiva de Colombia", declaró Cristo a periodistas.

La liberación de los secuestrados es uno de los elementos que impuso el Gobierno para poder iniciar la fase pública pero hasta el momento no se conocen los datos precisos de las personas que el ELN mantiene en su poder.

Cristo explicó que están haciendo un cruce de información con el Ministerio de Defensa para conocer con certeza esta cifra y lograr la liberación de los secuestrados.

El ELN se comprometió a liberar a dos personas antes del 27 de octubre, fecha en que comenzarán los diálogos de paz en Quito.

Sobre esas negociaciones, el analista de la Fundación Paz y Reconciliación, especializada en el conflicto armado, León Valencia señaló que existe una menor unanimidad acerca de la paz entre los miembros del ELN que entre los de las FARC.

En una entrevista con Efe señaló que "hay muchas críticas y opiniones muy distintas" en el seno de la segunda guerrilla por tamaño de Colombia.

"Aquí pueden presentarse disidencias más grandes", señaló Valencia, para quien la principal preocupación es Gustavo Aníbal Giraldo Quinchía, alias "Pablito", hombre fuerte de la guerrilla en el departamento de Arauca, su gran bastión.

En respuesta al anuncio hecho el lunes, también se pronunció la Universidad Nacional de Colombia, cuyo Centro de Pensamiento y Seguimiento a los Diálogos de Paz se ofreció para acompañar las negociaciones entre el Gobierno y el ELN.

"Reiteramos nuestra voluntad de acompañar este proceso de conversaciones y apoyar en lo que se considere pertinente, por parte de las dos delegaciones", señaló la Universidad Nacional en un comunicado.

La principal institución pública de estudios superiores del país responde así al primer punto de la agenda de diálogos, que se refiere a la "participación de la sociedad en la construcción de la paz".

Por otra parte, siguen abiertas las conversaciones entre el Gobierno y los opositores al acuerdo con las FARC que pidieron el "no" en el plebiscito del pasado 2 de octubre.

El turno fue hoy para el exprocurador Alejandro Ordóñez, que planteó sus posiciones de corte muy conservador al presidente Juan Manuel Santos.

Al encuentro también acudieron el ministro Cristo y el senador Roy Barreras, integrante del equipo negociador.

Esta fue la primera reunión que mantuvieron de manera directa Santos y Ordóñez, ya que hasta ahora el exprocurador había acudido a la Casa de Nariño, sede del Ejecutivo, en compañía del expresidente Álvaro Uribe.

Sin embargo, parece que a partir de ahora Uribe y los miembros de su partido dialogarán en paralelo a Ordóñez.

El también expresidente Andrés Pastrana, que solicitó el "no" en el plebiscito, igualmente mantiene reuniones al margen con los delegados del Gobierno.

A la salida de la reunión, Ordóñez dijo que el Gobierno le prometió entregar un documento para analizar la "ideología de género" en el acuerdo de paz.

El exprocurador explicó que analizaron con Santos "cómo la ideología de genero aparecía en el acuerdo" cómo lo "permeaba", y advirtió que están "ante una verdadera reingeniería social a partir de la concepción de género".

"El presidente estuvo de acuerdo (...) que era menester hurgar el acuerdo de La Habana y quedaron de presentarme un documento, para dentro de esos términos lograr blindar a la familia y a la niñez", sentenció.

Tras ese encuentro, Santos se reunió con catorce líderes y representantes de víctimas, encabezados con la directora de la Fundación Víctimas Visibles, Diana Sofía Giraldo.

Los líderes de la asociación le entregaron al presidente un documento de observaciones del acuerdo de paz y Santos les ofreció buscar que las FARC liberen a familiares secuestrados o establezcan la suerte de los desaparecidos.