4 de diciembre
Domingo
Parcialmente nublado
19°
31°
Lunes
Mayormente despejado
21°
34°
Martes
Parcialmente nublado
23°
33°
Miércoles
Mayormente nublado
23°
32°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
domingo 4 de septiembre de 2016, 04:49

Cazas turcos bombardean posiciones yihadistas en el norte de Siria

Ankara, 4 sep (EFE).- El Ejército turco informó hoy de que sus cazas de combate bombardearon posiciones yihadistas del Estado Islámico (EI) en el norte de Siria, dentro de su operación "Escudo del Éufrates" para expulsar a los extremistas de sus fronteras.

Los cazas turcos bombardearon cuatro posiciones anoche en el noroeste de Siria, tres en la región de Al Qadi y otra en la zona de Vukuf entre las 19.00 y las 20.20 GMT, según recoge la agencia de noticias estatal Anadolu.

La operación turca en el noroeste de Siria se lanzó el pasado 24 de agosto y brigadas locales aliadas han conquistado la ciudad de Yarábulus y numerosas localidades aledañas.

El Ejército turco envió ayer un nuevo convoy de 20 tanques, blindados de transporte y diferente maquinaria pesada a Siria a través de un paso fronterizo cercano a la localidad siria de Al Rai, situada a unos 25 kilómetros al oeste de Yarábulus.

Turquía pretende conectar los territorios que controlan brigadas aliadas del Ejercito Libre Sirio (ELS) desde Azaz a Yarábulus y expulsar así a los yihadistas de sus fronteras.

Por otra parte, los cazas turcos también han golpeado en las últimas horas 10 posiciones del grupo armado Partido de los Trabajadores del Kurdistán (PKK) en el sureste de Turquía.

Cuatro de los objetivos fueron bombardeados en una región montañosa de la provincia de Hakkari, limítrofe con Irak e Irán, mientras que los otros seis estaban en la provincia de Van, limítrofe con Irán.

El Ejército turco aseguró ayer haber "neutralizado" a 104 miembros del PKK en una gran operación militar en Hakkari en la que participaron tropas de tierra con apoyo aéreo.

En las últimas 72 horas al menos 19 soldados y miembros de las fuerzas de seguridad turcas han muerto en enfrentamientos con el PKK en el sureste del país.

Las fuerzas de seguridad turcas sufren ataques casi diarios del PKK tras el fin de un alto el fuego unilateral por el fracaso de las conversaciones de paz con el Gobierno, en julio de 2015.

Más de 600 policías y soldados han muerto en atentados desde entonces, según datos oficiales.

El PKK, clasificado como terrorista por Turquía, la Unión Europea y Estados Unidos, emprendió en 1984 una lucha armada contra el Estado en demanda de más autonomía para los más de 12 millones de kurdos que viven en Turquía.