20 de septiembre
Miércoles
Mayormente despejado
23°
35°
Jueves
Parcialmente nublado
19°
35°
Viernes
Mayormente despejado
18°
29°
Sábado
Nublado
17°
25°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Deportes
miércoles 6 de septiembre de 2017, 01:00

Careció de contundencia

La Albirroja, en el segundo tiempo, dominó las acciones, tuvo varias ocasiones, pero falló en la puntada final.

El partido presentó las complicaciones futbolísticas que uno presumía se podía producir, por las características del rival y por la necesidad de ganar que tenía la Albirroja.

La pista mojada complicó al inicio, especialmente para el traslado del balón y eso derivó en las amonestaciones de Gómez y Alonso antes de los 15 minutos.

Al igual que el juego ante los chilenos, la Selección recuperó rápido la pelota y trató de predominar en ofensiva. Utilizó mucho la salida por el lado de Moreira, que tuvo el apoyo de Ángel Romero y cuando se juntó a ellos, Almirón, generaron las mejores y escasas aproximaciones al arco de Muslera. Paraguay generó poco, pero tampoco permitió que los visitantes hagan conexiones con sus estrellas Suárez y Cavani (en el primer tiempo, apenas un remate al arco).

ESCASA FORTUNA. En el complemento, Paraguay hizo méritos para quedarse con un mejor resultado. La Albirroja dominó los primeros 29 minutos del segundo tiempo, pero no tuvo la contundencia y fortuna para plasmar en el resultado la superioridad futbolística. De cabeza estuvieron muy cerca de abrir el marcador, Ángel Romero y Lucas Barrios y luego a los 74', un minuto antes del gol de Valverde, Almirón de cachetada, con el pie izquierdo descolocó a Muslera, pero su remate salió apenas desviado.

La fatalidad del gol encajado tuvo efecto negativo y Suárez se aprovechó de esa situación para realizar una extraordinaria jugada, que terminó en gol en contra de Gómez.

Aún golpeado por los dos goles en contra, los albirrojos fueron en busca del descuento, se logró, pero ya fue tarde. No hubo tiempo, ni oportunidades para al menos empatar.