8 de diciembre
Jueves
Lluvioso
21°
25°
Viernes
Lluvioso
20°
26°
Sábado
Poco nublado con tormentas
21°
28°
Domingo
Parcialmente nublado
20°
32°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Política
viernes 1 de julio de 2016, 01:00

Cárdenas pidió permiso en medio de denuncias

En medio de polémicas por la venta ilegal de tierras públicas que se descubrió con la investigación conjunta entre Última Hora y Latele, el presidente del Instituto Nacional de Desarrollo Rural y de la Tierra (Indert), Justo Cárdenas, pidió ayer permiso para ausentarse del país por dos días y asumió en su reemplazo un ganadero.

El titular interino del ente es Juan Cáceres Bazán, representante de la Asociación Rural del Paraguay (ARP) ante la Junta Asesora y de Control de Gestión del Indert.

Según trascendió, el regreso del titular de la institución está previsto para el lunes, aunque no se descarta que deje definitivamente el cargo tras las denuncias sobre su administración.

El argumento de la ausencia de Cárdenas es un tratamiento médico que sigue en Argentina, donde se había sometido a una cirugía de cadera en marzo pasado. En aquella ocasión lo reemplazó el político colorado Jorge Torales. En estos momentos el responsable de la institución agraria se encuentra en el centro de la polémica.

INVESTIGACIÓN. Una rosca corrupta, que se dedicaba a la venta ilegal de tierras para la reforma agraria en el Alto Paraná por varias veces su valor, fue desbaratada el martes en un procedimiento fiscal derivado de una investigación periodística de Última Hora y Latele.

La red operaba con un ofrecimiento público de la venta de inmuebles supuestamente ya con el cumplimiento respecto a los plazos vinculados a las restricciones de la propiedad del Indert.

Sin embargo, se corroboró que se actuó en violación a dichas restricciones, principalmente la referida al plazo de 10 años posterior a la adjudicación y titulación.

COMUNICADO. El Indert, comunicado mediante, señala que “Cárdenas apoya y acompaña la investigación fiscal para poner fin a esta práctica muy arraigada en nuestra cultura (...)”.

“Cárdenas pidió que la justicia dé una lección, procesando con todo el peso de la ley a quienes venden y compran tierras públicas que deben cumplir el rol social para el cual fueron adquiridas y subsidiadas por el Estado”, dice otra parte de la misiva.