8 de diciembre
Viernes
Lluvioso
21°
25°
Sábado
Poco nublado con tormentas
21°
27°
Domingo
Parcialmente nublado
20°
31°
Lunes
Mayormente nublado
22°
32°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
martes 19 de julio de 2016, 13:44

Bolivia dice que Chile llevó diplomacia a tiempos de "matonaje y piratería"

La Paz, 19 jul (EFE).- El Gobierno de Bolivia afirmó hoy que las autoridades de Chile llevaron su diplomacia a tiempos del "matonaje y la piratería" al reiterar sus críticas al trato brindado en el puerto chileno de Arica al canciller David Choquehuanca.

En una rueda de prensa en La Paz, el vicepresidente del país, Álvaro García Linera, lamentó el "maltrato" sufrido este lunes por Choquehuanca y la comitiva que llegó hasta Arica para verificar denuncias de supuestas trabas al libre tránsito de la carga boliviana, así como atropellos hacia camioneros del país andino.

"Es vergonzoso, eso no es de un país democrático del siglo XXI (...) Lamentablemente las autoridades chilenas han llevado su diplomacia al siglo XVI y XVII, a tiempos del matonaje y de la piratería como regla de la diplomacia. Es lamentable", sostuvo.

Recordó que cuando se anunció que una delegación chilena iba a viajar hasta la región boliviana del Silala, cuyas aguas también son motivo de controversia entre ambos países, en Bolivia se les iba a recibir "con la amabilidad que caracteriza a un pueblo hermano".

"Pero va nuestro canciller, van nuestros asambleístas y los maltratan, los denigran, los descalifican racialmente (...) Siempre las autoridades chilenas hacen gala de ser miembros de un país que mira al siglo XXI. Con lo que nos han mostrado, han hecho retroceder a sus instituciones, a su diplomacia al siglo XIX", añadió.

La comitiva boliviana, encabezada por Choquehuanca y de la que también son parte los presidentes del Senado, José Alberto Gonzales, y de la Cámara baja, Gabriela Montaño, inició el domingo una visita a Arica y hoy se encuentra en Antofagasta, en el norte chileno, para verificar las denuncias de los supuestos maltratos a camioneros.

La delegación también busca constatar si Chile cumple o no con el libre tránsito para la carga boliviana establecido en el Tratado de 1904, un acuerdo firmado 25 años después de la guerra en la que Bolivia perdió ante tropas chilenas su acceso al océano Pacífico.

La visita boliviana para hacer una inspección en Arica y en Antofagasta no cuenta con la autorización de las autoridades chilenas, quienes han calificado el viaje como una "provocación" y una "operación mediática" por parte de Bolivia.

El lunes, Choquehuanca y las casi 60 personas que le acompañan tuvieron que esperar por al menos seis horas para ingresar a la terminal portuaria de Arica.

La Cancillería boliviana convocó al cónsul chileno en La Paz, Milenko Skoknic, para protestar por lo que consideraron "muestras de descortesía, falta de respeto y evidente actitud de desprecio contra el pueblo boliviano".

El presidente Evo Morales opinó hoy mediante Twitter que la visita de Choquehuanca a Arica "destapó todo: maltrato a los bolivianos, la discriminación, e incumplimiento con normas internacionales de comercio".

"La visita del canciller es con mucha altura. Es digno representante del Estado Plurinacional para gestar la buena vecindad y hermandad", añadió el mandatario.

García Linera ratificó por su parte que la información obtenida por la delegación boliviana servirá para asumir medidas legales en los ámbitos "jurídico y económico" en busca de que Chile modifique su actitud hacia Bolivia.