9 de diciembre
Viernes
Lluvioso
21°
26°
Sábado
Poco nublado con tormentas
21°
27°
Domingo
Parcialmente nublado
20°
31°
Lunes
Mayormente nublado
22°
32°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Economía
viernes 26 de agosto de 2016, 01:00

BNF acuerda con bancos la compra de deuda campesina por USD 6 millones

Un total de 10.348 campesinos deben más de G. 34.400 millones (USD 6,2 millones) en bancos y financieras, según datos del BNF. Ayer, las entidades firmaron un compromiso de venta de la cartera.

Banco Atlas, Interfisa Banco, Visión Banco, Financiera El Comercio, Crisol y Encarnación Financiera SA y el Banco Familiar son las entidades privadas que concentran la deuda campesina que será adquirida por el Banco Nacional de Fomento (BNF).

Luego de que la banca pública haya flexibilizado las condiciones de compra para los campesinos hace apenas unos días, ayer se realizó un acto de firma de un acta de compromiso de compraventa de la cartera de créditos.

Finalmente, el presidente del BNF, Carlos Pereira, precisó la cantidad de futuros beneficiarios y el monto al que asciende la cartera a comprar.

En total, unos 10.348 campesinos trasladarán sus deudas privadas al BNF. El monto de la cartera asciende a G. 34.400.090.000 (USD 6,2 millones).

Ambos números, tanto la cantidad de clientes como el monto, fueron mucho menores de lo que se creía. La lista presentada por los campesinos y dada a conocer por el Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG) incluía a más de 24.000 labriegos. La deuda en el sector privado, según lo dijo el propio presidente del Banco Central del Paraguay (BCP), Carlos Fernández Valdovinos, ascendía a USD 9 millones aproximadamente.

Pereira aseguró que las deudas que se comprarán son créditos agrícolas, no de consumo. "El sector bancario tiene la misma supervisión para otorgar estos créditos. Cada banco conoce el origen de actividad de sus clientes", manifestó.

Reiteró que con esto "el Gobierno cumple taxativamente con todos los puntos", refiriéndose al acuerdo firmado entre el Gobierno y el sector campesino, en abril.

OTRO ACTO. La firma de compromiso del sector privado es el segundo acto protocolar que encabeza el Gobierno esta semana, luego de que los campesinos anunciaran que volverían a salir a las calles porque no realizaba la compra.

El lunes, el ministro de Agricultura y Ganadería, Juan Carlos Baruja, convocó a una reunión a los campesinos para informar acerca de las flexibilizaciones del BNF para la compra de la deuda. Los labriegos no asistieron y anunciaron el miércoles que volverían a protestar en Asunción desde el 20 de setiembre.

PROCESO. En representación del sector privado, el gerente de Interfisa Banco, José Cantero Sienra, explicó que en los próximos 30 días se dedicarán a ir a las fincas de los campesinos para fijar las nuevas condiciones de pago.

Así también pidió a los labriegos que forman parte de la lista presentada al Gobierno que se acerquen a sus entidades bancarias para poder iniciar el proceso de compra de cartera.

"Comprendemos la situación adversa por la que están atravesando en el campo", dijo Cantero.