3 de diciembre
Sábado
Nublado con chubascos
21°
28°
Domingo
Mayormente despejado
19°
30°
Lunes
Mayormente despejado
21°
34°
Martes
Parcialmente nublado
23°
33°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
lunes 17 de octubre de 2016, 13:47

Biden llama a revolucionar la lucha contra el cáncer en los próximos cinco años

Washington, 17 oct (EFE).- El vivcepresidente de EE.UU., Joseph Biden, llamó hoy a aumentar la coordinación entre quienes buscan una cura para el cáncer y reformar la "cultura anticuada" que caracteriza a la investigación y financiación de esos estudios, para poder revolucionar el combate a esa enfermedad en los próximos cinco años.

Biden presentó hoy los resultados del grupo de trabajo que encabeza desde hace un año para acelerar la lucha contra el cáncer, y que tiene como objetivo "lograr en cinco años los avances que normalmente se harían en una década para prevenir, diagnosticar y tratar" los más de 200 tipos conocidos de esa enfermedad.

"El cáncer nos toca a todos de alguna forma y en algún momento", aseguró Biden, cuyo hijo Beau falleció el año pasado a los 46 años debido a un tumor cerebral, en un informe dirigido al presidente de EE.UU., Barack Obama.

El vicepresidente conversará esta tarde con Obama sobre los resultados del trabajo que el mandatario le encargó liderar en enero pasado, y después dará un discurso en la Casa Blanca ante médicos, investigadores y grupos que representan a pacientes.

En los últimos meses, Biden ha viajado por el país y se ha reunido con "miles" de pacientes, médicos, investigadores y otros interesados en los estudios contra el cáncer, con el fin de "acabar con los silos y los enfoques aislacionistas que evitan el intercambio de información e impiden los avances" en la materia.

Su conclusión es que "hay una falta de coordinación entre distintos esfuerzos, un fracaso a la hora de compartir información rápida y eficazmente, y una cultura anticuada de investigación y financiación", según asegura en su informe.

Biden pidió que todos los interesados en acabar con el cáncer "se nieguen a posponer" los avances y trabajen para eliminar esas barreras, y pronosticó que la iniciativa que lidera "seguirá viva mucho después" de que Obama y él dejen el poder, el próximo enero.

Una de las principales recomendaciones de Biden es "reajustar los incentivos" en la investigación del cáncer, dado que la estructura actual "alienta y recompensa el éxito individual" y dificulta los esfuerzos "en equipo que pueden producir nuevas soluciones".

Por tanto, el vicepresidente pidió crear nuevos mecanismos de financiación, en particular dentro del Instituto Nacional contra el Cáncer de EE.UU. (NCI), que apoyen "una investigación de alto riesgo y con altas recompensas", además de lanzar programas que aceleren la aprobación e inversión en propuestas de estudio "meritorias".

También pidió un mayor acceso de todo tipo de pacientes a ensayos clínicos, un mayor enfoque en actividades de prevención y la garantía a los enfermos de "acceder fácilmente" a la información sobre su caso, para poder tomar mejores decisiones y llevarla consigo si cambian de médico.

"Tenemos que hacer frente a los crecientes costes del cuidado a pacientes con cáncer", instó además Biden, al pedir "una conversación nacional" sobre "los precios de los medicamentos".

Entre los avances que ha logrado el grupo de Biden está una alianza entre el Gobierno, las farmacéuticas y los investigadores para compartir los resultados de sus estudios sobre las etapas tempranas del cáncer; y un intento de reducir a la mitad el tiempo que lleva aprobar una patente de terapia para el cáncer.

El paso más importante para el Gobierno de Obama, ahora, es que el Congreso apruebe antes de que él abandone el poder alrededor de 700 millones de dólares más para financiar esas iniciativas.