1 de octubre
Sábado
Mayormente despejado
19°
32°
Domingo
Poco nublado con tormentas
17°
32°
Lunes
Chubascos
16°
24°
Martes
Mayormente despejado
17°
29°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
miércoles 14 de septiembre de 2016, 13:19

Ban pide a EE.UU. y Rusia ayuda para facilitar la entrega de ayuda en Siria

Naciones Unidas, 14 sep (EFE).- El secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, llamó hoy a Estados Unidos y a Rusia a utilizar su influencia para lograr que se pueda entregar cuanto antes ayuda humanitaria en Alepo y otros puntos de Siria.

Según Ban, hasta 40 camiones cargados de asistencia están en la frontera siria esperando para recibir las garantías de seguridad necesarias.

El jefe de la ONU, en una conferencia de prensa, subrayó que resulta fundamental aprovechar la tregua impulsada por Moscú y Washington para llevar comida y otros productos básicos a la población que lo necesita.

Pese al cese de hostilidades de siete días que arrancó en la noche del lunes, los convoyes de Naciones Unidas aún no han podido acceder a Alepo al no contar con las garantías de seguridad necesarias.

Para obtenerlas, Ban dijo que está en contacto tanto con Rusia, para que presione al Gobierno sirio, como con EE.UU., para que haga lo propio con los grupos de la oposición.

La ONU esperaba poder llevar hoy mismo una veintena de camiones con ayuda y tiene otros tantos preparados para próximos días.

"Naciones Unidas está preparada para utilizar esta oportunidad crucial y entregar inmediatamente ayuda vital en Alepo y otras zonas sitiadas y difíciles de alcanzar en Siria", insistió Ban.

Al mismo tiempo, el diplomático surcoreano subrayó que resulta fundamental retomar las negociaciones entre las partes del conflicto para que la población vea un "verdadero cambio" en sus vidas.

En ese sentido, volvió a pedir a las potencias que "utilicen su influencia y aprovechen esta reciente oportunidad para perseguir una solución diplomática" al conflicto.

Ban dijo que la guerra en Siria volverá a ser una de las grandes prioridades en las reuniones que la próxima semana mantendrá en Nueva York los líderes mundiales con motivo de la Asamblea General de la ONU.