6 de diciembre
Martes
Mayormente nublado con tormentas
22°
32°
Miércoles
Mayormente nublado con tormentas
23°
32°
Jueves
Lluvioso
21°
28°
Viernes
Lluvioso
20°
26°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
lunes 25 de julio de 2016, 16:05

Aumentan el periodo de detección del zika en EE.UU. en mujeres embarazadas

Atlanta (EE.UU.), 25 jul (EFE).- Las autoridades sanitarias de Estados Unidos duplicaron el periodo de detección del virus del Zika en embarazadas con el fin de proporcionarles un diagnóstico más definitivo, según dieron a conocer hoy.

Los Centros de Control y Prevención de Enfermedades (CDC) de EE.UU. anunciaron hoy el aumento de 7 a 14 días el plazo de detección del virus del Zika en embarazadas, ante la nueva evidencia de que en algunas mujeres en ese estado el virus puede permanecer un plazo mayor de tiempo.

La institución con sede en Atlanta (Georgia) señaló que el nuevo plazo para la realización de una prueba de sangre en embarazadas para descartar la presencia del zika, con o sin síntomas, proporcionará "un diagnóstico definitivo".

Las autoridades sanitarias estadounidenses estimaban que la primera semana desde la presunta adquisición de la enfermedad era la mejor para encontrar evidencia del virus, porque aún estaba presente en la sangre.

No obstante, han descubierto que, en algunos casos por ausencia de síntomas, no todos los infectados alcanzan a visitar a un especialista médico en ese periodo.

Además, de acuerdo con los CDC, existe nueva evidencia de que en algunas embarazadas el virus puede permanecer por un plazo mayor a la ventana de siete días recomendada previamente para la realización de pruebas después del comienzo de los síntomas y que incluso las embarazadas sin síntomas pueden tener evidencia del virus en su sangre y orina.

Las autoridades emitieron nuevos consejos para prevenir la transmisión de la enfermedad por la vía sexual, después del reciente descubrimiento en Nueva York de un caso en el que una mujer contagió a un hombre, pese a que hasta ahora no se había detectado la permanencia del virus en los fluidos alojados en el tracto vaginal.

Luego de ese hallazgo, los CDC han ampliado la definición de "exposición sexual al zika" para incluir las relaciones sexuales sin un método de barrera (lo que incluye condones masculinos o femeninos, entre otros métodos) con cualquier persona que haya viajado a un área con zika o que viva en ella.

Pese a que las autoridades no creen que exista un riesgo muy alto, han extendido las nuevas recomendaciones también a parejas homosexuales en las que una de las dos mujeres se encuentre embarazada y existan sospechas de que su compañera se encuentre infectada con zika.