17 de agosto
Jueves
Despejado
15°
28°
Viernes
Parcialmente nublado
18°
29°
Sábado
Poco nublado con tormentas
15°
28°
Domingo
Mayormente despejado
21°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Sucesos
domingo 7 de mayo de 2017, 01:00

Artista pidió G. 150.000 a torturador de la Policía para disco a Stroessner

Raúl Ramírez Bogado

rramirez@uhora.com.py

Entre los muchos documentos hallados en el Archivo del Terror, están tres notas que demuestran claramente que los artistas, a través de las loas al general Alfredo Stroessner, también podían obtener ganancias económicas.

En febrero de 1987, el cantante y compositor Samuel Aguayo escribió la polca Apóstol de la paz, que dedicó al entonces presidente de la República. En ella, exaltaba su figura, y decía que el pueblo le pedía la reelección.

Incluso decía que era “querido y venerado”, “segundo reconstructor del progreso y de la paz”; “Por eso su reelección es un reclamo del pueblo que sabe reconocer su talento y su valor...”.

La composición fue enviada a Stroessner en mayo de ese año. En nota del 17 de junio de 1987, según los archivos, el dictador agradeció su “gesto de amistad” a Samuel Aguayo.

Según la nota, le hace llegar su voz de aliento, a través del camino que eligió, y “pudiera llegar usted a ser una de las más altas expresiones del arte musical paraguayo”.

“Continúe usted exaltando los valores eternos de la patria que debe ser, siempre, el comienzo y el fin de nuestros anhelos e inquietudes” (sic).

Finalmente, Stroessner le congratula por el propósito de grabar en un disco la composición poética.

PEDIDO. Ya el 21 de julio de 1987, Samuel Aguayo envía una nota a Pastor Milciades Coronel, el tenebroso jefe de Investigaciones de la Policía de la Capital.

En la nota “solicita su valiosa colaboración” con la suma de 150.000 guaraníes (una cifra elevada en la época), o lo que la institución disponga para sufragar parte del costo de la grabación de un disco LP que sería titulado Apóstol de la Paz.

Señala que la polca está dedicada al “Excelentísimo Señor Presidente de la República, General de Ejército Don Alfredo Stroessner” para la próxima campaña proselitista.

Indica Aguayo en su nota que 20 profesores de la Policía de la Capital, cedidos por el jefe de Policía, Alcibiades Brítez Borges, acompañarán la grabación.

Asimismo, adjunta la nota de agradecimiento que le envió el presidente Stroessner a Aguayo. También se disculpa si acaso se excedió en sus pretensiones.

Finalmente, tras alabar la figura de Pastor Coronel, como “un hombre de alma grande y generoso” (sic), dice que se reconocerá la inestimable colaboración.

En la firma, señala que se halla “consustanciado con vuestros ideales ¡HASTA EL TRIUNFO FINAL!” (sic).

No hay documentos de si se grabó o no la polca. El periodista Mario Rubén Álvarez, uno de los expertos en el tema, indica que probablemente se haya hecho, ya que era la forma en que el dictador se ganaba el favor del pueblo.