4 de diciembre
Domingo
Parcialmente nublado
19°
31°
Lunes
Mayormente despejado
21°
34°
Martes
Parcialmente nublado
23°
33°
Miércoles
Mayormente nublado
23°
32°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
viernes 29 de julio de 2016, 18:03

Argentina pide juicio contra exvicepresidente

La Oficina Anticorrupción (OA) de Argentina, en su condición de querellante, pidió este viernes al juez federal Ariel Lijo elevar a juicio oral la 'causa Ciccone', en la que están procesados por cohecho y negociaciones incompatibles, entre otros, el exvicepresidente del país Amado Boudou (2011-2015).
EFE

El expediente investiga si Boudou, cuando era ministro de Economía (2009-2011), durante el Gobierno de Cristina Fernández (2007-2015), y el empresario José María Nuñez Carmona, adquirieron, a través de dos sociedades, el paquete mayoritario de la imprenta de papel moneda Ciccone Calcográfica y si lograron que la Justicia, con la conformidad del Fisco, levantara la quiebra de la empresa para poder contratar con la Administración Pública.

No obstante ya el pasado marzo la OA, que depende del Ministerio argentino de Justicia, pidió que la Justicia tomara declaración indagatoria al extitular de la Administración Federal de Ingresos Públicos (Afip) Ricardo Echegaray en la causa que investiga la compra irregular de la imprenta.

En un comunicado, la OA consideró que los aportes de los denunciantes y testigos, así como la contribución "valiosa" del periodismo y la "intensa tarea" del Ministerio Público y de la Instrucción "han permitido reunir una gran cantidad de elementos de prueba" que corroboran las circunstancias que generan los delitos que se imputan.

"La instrucción se halla completa en relación a los hechos y los imputados, y en consecuencia, corresponde elevar la causa a juicio", añade el documento divulgado.

Ya en junio pasado Lijo dio por completada la fase de instrucción de la causa y dio vista a la Fiscalía para que requiera la elevación a juicio.

Según fuentes judiciales, el magistrado considera que la compra se realizó "con el fin último de contratar con el Estado nacional la impresión de billetes y documentación oficial".