20 de agosto
Lunes
Parcialmente nublado
21°
Martes
Despejado
18°
26°
Miércoles
Despejado
23°
33°
Jueves
Despejado
23°
35°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Interior
domingo 28 de mayo de 2017, 01:00

Alumnos colectan pilas y tapitas para equipar una plaza en un barrio de CDE

Noelia Duarte Solís

CIUDAD DEL ESTE

Comenzó la colecta de pilas y tapitas en el barrio San Juan de Ciudad del Este (CDE) para realizar obras en la Plaza Sustentable, construida con la comunidad, dentro de un trabajo de extensión universitaria. Alumnos de escuelas y unidades académicas de la Universidad Nacional del Este (UNE) coadyuvan en la misión.

Las donaciones son recibidas en el Rectorado hasta el 23 de junio, y con las tapitas se quiere realizar un caminero de al menos 5 metros. Se calcula que serán necesarias unas 5.000 tapitas para realizar el proyecto que será diseñado de acuerdo con la creatividad de los encargados del trabajo.

Las pilas serán incluidas dentro del concreto, en caños de PVC, para la construcción de una mesa y bancos, en el medio de la plaza, que servirá para que la comunidad vaya a compartir un tereré, leer un libro o simplemente un encuentro entre amigos.

Los responsables del proyecto conversaron con alumnos de las escuelas públicas y una firma privada del barrio San Juan, quienes se comprometieron a juntar los materiales que serán utilizados en la obra. También los estudiantes de las unidades académicas de la UNE fueron invitados a entregar los materiales.

“Ya tenemos una cantidad interesante. Hubo respuesta efectiva de la comunidad, no solo los alumnos pueden donar, estamos abiertos a todos lo que quieran coadyuvar en este proyecto. Lo fundamental es el aporte al ecosistema, neutralizando materiales contaminantes, como las pilas, en una obra para la comunidad”, expresó Gustavo Ayala, responsable del proyecto de extensión universitaria.

FACULTADES. Los estudiantes de Ingeniería Agronómica y Politécnica ya realizaron proyectos similares en sus sedes académicas. Las colectas se hicieron dentro de la comunidad educativa, con resultados muy auspiciosos.

Ayala dijo que están emulando lo positivo, y que ojalá dentro del barrio San Juan se realicen actividades similares para el mejoramiento de los espacios públicos, extendiéndose a otros barrios de Ciudad del Este y sus alrededores.

Las pilas en desuso causan severos daños y en un trabajo de investigación realizado en la materia de Ingeniería Ambiental, los estudiantes desarrollaron el proyecto con el objetivo final de preservar el medioambiente. Esto lo hicieron hace 5 años y el área es siempre aprovechada por los estudiantes.

El proyecto promovido por los estudiantes de la Facultad Politécnica cuenta con el respaldo de la Fundación Boeteia y otra parte quedó a cargo de la unidad académica, quienes promovieron alianzas para finiquitar el proyecto.

Una pila pequeña, como la que se utiliza en los relojes, llega a contaminar hasta 600.000 litros de agua, cuando el material entra en contacto con el líquido. La colecta de los materiales busca la concienciación en la comunidad.

Los estudiantes de Agronomía construyen 30 metros de camineros utilizando como principal elemento las tapitas de plástico de refrescos. El caminero ecológico fue habilitado en el 2014 y en la ocasión, el trabajo fue íntegramente realizado por los estudiantes, desde la recolección de las tapitas hasta la colocación.

El proyecto actual, plaza sustentable, entra en su segundo año de ejecución y precisamente, los estudiantes de Agronomía ayudarán en la construcción del caminero en la plaza del barrio San Juan, según se anunció.