9 de diciembre
Sábado
Poco nublado con tormentas
21°
28°
Domingo
Parcialmente nublado
20°
30°
Lunes
Mayormente nublado
22°
32°
Martes
Mayormente nublado
21°
31°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
miércoles 16 de noviembre de 2016, 19:30

Alicia Alonso aconseja a la bailarina afroamericana Misty Copeland sobre Giselle

La Habana, 16 nov (EFE).- La legendaria bailarina y directora del Ballet Nacional de Cuba (BNC), Alicia Alonso, dio hoy consejos a la intérprete afroamericana del American Ballet Theatre (ABT) Misty Copeland de cara a su próximo debut en el personaje de "Giselle", durante una visita a la sede de la compañía en La Habana.

Aunque Alonso reconoció que "Giselle" es una pieza "difícil" animó a Copeland a no ponerse "nerviosa" para el estreno programado para el 26 de mayo de 2017 en Nueva York y le aseguró que estará con ella "todo el tiempo", en declaraciones recogidas por la agencia Prensa Latina.

La mítica Alicia Alonso, de 95 años, está considerada como una de las intérpretes más destacadas del personaje de la frágil campesina que representó por primera vez en 1943, precisamente con el elenco del American Ballet Theatre, en el Metropolitan Opera House de Nueva York, junto al bailarín británico Anton Dolin.

Copeland, recién nombrada embajadora cultural del Departamento de Estado de EE.UU., se encuentra desde hace varios días de visita en Cuba con el objetivo de promover el diálogo cultural entre Cuba y su país.

Este martes ya había estado en el Ballet Nacional de Cuba, donde asistió a una sesión de ejercicios junto a alumnos de la institución, y después estuvo en la sede de la compañía de danza del bailarín cubano Carlos Acosta.

En la misma jornada, la bailarina estadounidense, primera afroamericana promovida a bailarina principal en la historia del ABT, impartió una clase en la Escuela Nacional de Ballet Fernando Alonso, a estudiantes de 15 a 18 años de edad.

Este jueves, Copeland tiene previsto visitar la prestigiosa Compañía Lizt Alfonso que acaba de recibir esta semana en la Casa Blanca el International Spotlight Award, reconocimiento que se otorga a una institución cultural extranjera como parte de los Premios Nacionales de Artes y Humanidades para Programas Juveniles de Estados Unidos.

La visita de la bailarina norteamericana que concluirá el próximo 18 de noviembre, se enmarca en el proceso de normalización de las relaciones entre Cuba y EE.UU., iniciado en diciembre de 2014 por los presidentes Barack Obama y Raúl Castro, tras más de medio siglo sin relaciones diplomáticas.